San Nicolás y San Pedro a juicio oral

Una de las causas es por la Masacre de la calle Juan B Justo. Sólo se salvó un bebé que su mamá pudo esconder en unas mantas; los otros dos de 5 y 3 años, fueron asesinados.
  

El juez federal de San Nicolás Carlos Villafuerte Ruzo elevó a juicio oral seis nuevas causas por crímenes de lesa humanidad, en las que se investigan varios hechos secuestros, torturas y homicidios ocurridos entre los años 1976 y 1977, en aquella ciudad y en San Pedro, que seran sutanciados en los tribuanles rosarinos. En el mismos sentido, otra cuasa dela msima jurdisccion fue reprogramada poe el Tribunal oral Federal Nº 2: el debate estaba previsto que comience el 29 de agosto, pero fue postergado debido a que el tribunal encabeza otro juicio por delitos de lesa humanidad que aun no termina.

"En el marco de una serie de investigaciones que se vienen llevando adelante ante el Juzgado Federal Nº 2 de San Nicolás por secretaría del Dr. Cristián Lassalle, el Juez Federal Carlos Villafuerte Ruzo ordenó la elevación a juicio oral y público del tramo de las causas denominadas 'Ocariz', 'Zuelgaray', 'Schiel', 'Peris', 'Montalvo' y 'Acosta', en las cuales se responsabiliza al por entonces Jefe del Batallón de San Nicolás, hoy Coronel (r) Manuel Fernando Saint Amant.

Estas investigaciones vienen a sumarse a las otras cuatro causas que ya fueron elevadas por Villafuerte Ruzo, una de las cuales ya tiene fecha de audiencia de debate fijada por el Tribunal Oral Federal Nº 2 de Rosario para el 27 de febrero del 2012.

Se trata de la denominada causa 'Masacre de calle J. B. Justo', donde se investigan la privación ilegitima de la libertad, tormentos y homicidios de cinco personas ocurridos en noviembre de 1976 en San Nicolás y por el cual serán juzgados el mencionado Saint Amant, el ex Jefe de Operaciones Mayor Antonio Federico Bossie y el ex comisario general Jorge Muñoz".

El 19 de noviembre de 1976, unos 40 militares llegaron a la casa ubicada en Juan B. Justo al 600, la rodearon y comenzaron a lanzar granadas y gases lacrimógenos. Ingresaron a la vivienda y desataron una balacera. En el lugar se encontraban Omar Darío Amestoy, su esposa María del Carmen Fettolini, sus hijos María Eugenia de 5 años y Fernando de tres. También estaba Ana María, la esposa de Gastón Gonçlaves y su bebé Manuel de cinco meses, quien fue el único sobreviviente de este trágico hecho.

Tras el secuestro de Gastón Gonçalvez, Ana María, con cinco meses de embarazo, se refugió en la localidad de San Nicolás en la casa de la familia Amestoy. El único sobreviviente de la Masacre, el nieto recuperado Manuel Gonçalves Granada, hijo de Ana María, dio inicio a la causa luego de la caída de las leyes de Punto Final y Obediencia Debida, y es uno de los querellantes en el juicio oral. El debate comenzará al término del juicio al ex comisario Luis Patti por el asesinato de su padre, Gastón Gonçalvez. El día del ataque, Ana María, alcanzó a envolver a Manuel en unas frazadas para que no lleguen a él los gases lacrimógenos y a esconderlo en un ropero. Eso le salvó la vida.

Por orden del coronel Saint Amant, Manuel fue trasladado al Hospital San Felipe y a través de un juez de menores de San Nicolás, fue dado en adopción a una pareja en febrero de 1977.