Mendoza: comenzaron los alegatos del juicio a 10 represores por delitos de lesa humanidad

El Tribunal Oral Federal comenzó ayer los alegatos en el juicio por delitos de lesa humanidad que se sustancian en esta capital desde el 17 de noviembre de 2010, con diez imputados en 19 causas por asesinatos, desapariciones, violaciones y torturas durante la dictadura militar.

El principal imputado, el ex comandante del Tercer Cuerpo de Ejército, Luciano Benjamín Menéndez, aún no ha podido concurrir -se estima su presencia para mediados de octubre-, y esto fue señalado en la apertura de los alegatos el querellante por el Movimiento Ecuménico de los Derechos Humanos, Pablo Salinas.

El salón del alto tribunal contó con una importante concurrencia, entre ellos, numerosos testigos y víctimas de la dictadura militar.

“Comienza la etapa más importante del juicio oral con la apertura de los alegatos porque es este el momento en que las partes valoran las pruebas que se ha rendido en el expediente”, resaltó Salinas.

El representante mendocino de la Secretaria de Derechos Humanos de la Nación, Pablo Garciarena, ponderó el resultado del juicio por delitos de lesa humanidad “en el marco de un proceso que se inició en 2003 con la gestión de Néstor Kirchner, que tomó y acompañó la lucha de los organismos que desde 1983 vienen combatiendo contra la impunidad”.

“Hay una política pública clara en materia de derechos humanos, de acompañar estos procesos judiciales contra la impunidad en cada una de las causas judiciales en las cuales estén ventilando hechos ocurrido en ese período, persiguiendo y buscando condenar los responsables”, evaluó Garciarena, al finalizar los alegatos.

El 17 de noviembre de 2010 comenzó el juicio por delitos de lesa humanidad con diez imputados, de los cuales falleció el ex titular de la Brigada de Montaña ocho general Juan Pablo Saa.

Fueron separados de la causa por enfermedad Mario Ramón Lépori, Armando Fernández y Tamer Yapur, y continúan seis de los cuales solo tres estaban presentes ayer.

Pablo Salinas calificó de “histórico este primer juicio por crímenes contra la humanidad, donde vamos evaluar el marco histórico donde se produjeron estos crímenes en la etapa más cruel que le tocó vivir a la Argentina como nación desde su nacimiento”.

Efectuó su reseña desde el derrocamiento del general Juan Domingo Perón, destacando el rol de las Fuerzas Armadas contra el peronismo y además la formación y capacitación para torturar y metodologías influenciadas por militares franceses y el rol de los Estados Unidos basado en los testimonios efectuados en el juicio por la periodista francesa Marie Monique Robin.

En otra parte, Salinas recordó que “lo sucedido -durante la dictadura militar- tuvo que ver con la aplicación de un Plan Criminal para aplicar un determinado modelo económico como hicieron los grupos (Álvaro) Alsogaray y Martínez de Hoz”.

“La época más oscura de la argentina como nación ha sido la dictadura militar y por lo tanto siempre se ha pretendido de parte de grupos económicos y del poder ocultar lo sucedido”, reflexionó Salinas.

Denunció al actual Camarista Federal Otilio Roque Romano por sus actitudes de “complicidad” con los hombres de la dictadura y que espera sea juzgado.

La jornada de alegatos continuará hoy con la exposición de los distintos casos.